Detienen a Ex Alcalde y a su Hijo por el Delito de Secuestro Agravado

April 5, 2013

Policia, Zacoalco de Torres

ZAOCLACO DE TORRES, JAL., (ES).- Personal de la Fiscalía General del Estado cumplimentó órdenes de aprehensión en contra del ex presidente municipal de Villa Corona y su hijo por su presunta participación en el delito de secuestro agravado. Los mandamientos judiciales fueron girados por el juez mixto de primera instancia en Zacoalco de Torres.
Los ahora detenidos son José de Jesús Ortiz Uribe de 48 años y Leonardo Ortiz Hernández de 24 años ambos vecinos del municipio de Villa Corona, el primero fue el presidente municipal de dicha población en el periodo próximo pasado.
El mes de junio del año pasado fueron arraigadas seis personas en relación a este evento y de las declaraciones de éstos y las investigaciones realizadas por el personal de la Fiscalía General se desprendió la posible responsabilidad del ex edil y su hijo.
La detención de Ortiz Uribe tuvo lugar fuera de su domicilio por agentes investigadores del área de mandamientos judiciales de la los cuales tenían ya una investigación para localizar a esta persona que era solicitada por un Juez, así mismo el día de ayer primero de abril se detuvo a Leonardo Ortiz hijo del primero mencionado quien se encontraba en un centro de rehabilitación en la colonia Independencia de Guadalajara donde fue informado de la orden de aprehensión girada en su contra e igualmente detenido para ser puesto a disposición de la autoridad solicitante.
Ambos deberán responder por los hechos en que murieron Carlos Francisco Miranda Zárate y Gustavo Adolfo Calderón Hernández, de entre 25 y 30 años de edad, cuyos cadáveres se encontraron en estado de putrefacción y fueron exhumados el pasado 22 de mayo del 2012.
En el caso del ex presidente municipal se estableció que fue él quien ordenó a policías del municipio que dejaran la comandancia en donde tenían detenidos a los dos jóvenes y a éstos los pusieran en el área de la cabina porque iban a pasar por ellos. Lo cual ocurrió posteriormente, ya que un grupo armado arribó a las instalaciones policiales y se llevaron a los dos individuos, que posteriormente fueron localizados sin vida.
Por su parte el hijo del ex edil, de acuerdo a declaraciones de los arraigados, presuntamente se mantuvo al pendiente de que las indicaciones que dio su padre fueran cumplidas, estuvo presente en la comandancia para preguntar por los detenidos y presenció el momento en que el grupo armado se llevó a los ahora fallecidos.
Por las investigaciones realizadas posteriormente los cuerpos de los agraviados fueron localizados enterrados en un predio denominado La Tabla, junto al camino a La Cofradía, a unos 500 metros de la carretera a Barra de Navidad, en el municipio de Cocula, en una fosa clandestina, a unos 50 centímetros de la superficie y cada uno presentaba una herida de bala en la región temporal izquierda.
El hallazgo de los fallecidos se efectuó al investigar a Carlos Fuentes Bravo,  (ex policía municipal de Tala) y se sabe que las dos víctimas habrían sido asesinadas aproximadamente el 22 de febrero de 2012.
Se ha establecido que las dos víctimas inicialmente fueron privadas de la libertad por un grupo de la delincuencia organizada y que estaban cautivos en una casa en Villa Corona, de donde escaparon cuando Carlos Fuentes Bravo se encargaba de custodiarlos.
Los dos hombres llegaron a una finca, en donde pidieron auxilio y se presentaron elementos de la Policía Municipal de Villa Corona, llevándolos a las instalaciones de su corporación, pero luego los entregaron a los integrantes de la organización delictiva, quienes los asesinaron en el lugar en donde el pasado día 22 fueron exhumados.
Por lo anterior y con fundamento en la orden de aprehensión girada por el Juez mixto de primera instancia en Zacoalco de Torres el ex presidente y su hijo fueron detenidos.